Buscar en macroinstantes

lunes, 25 de marzo de 2013

Zootoca vivipara

Clase: Reptilia
Orden: Squamata
Familia: Lacertidae
Género: Zootoca
Especie: Zootoca vivipara (von Jacquin, 1787)


Otro retrato de un lagarto, en este caso de Zootoca vivipara, saurio común al norte de los Pirineos pero que en España es dificil de ver. En la foto se aprecia un grupo de garrapatas aferradas a su costado, cosa bastante frecuente en este tipo de reptiles.

miércoles, 20 de marzo de 2013

Lacerta bilineata

Clase: Reptilia
Orden: Squamata
Familia: Lacertidae
Género: Lacerta
Especie: Lacerta bilineata Daudin, 1802


Precioso ejemplar de Lacerta bilineata mostrando sus vivos colores.

Lacerta bilineata es un ágil y vivaracho lagarto de espectacular coloración, sobre todo en los machos. Alcanza una talla mucho menor que su primo el lagarto ocelado y prefiere ambientes más húmedos y frescos.

Tradicionalmente ha sido considerado una simple subespecie de Lacerta viridis, y su estatus como especie diferente sigue sujeta a discusión.

Localmente amenazado por la pérdida de hábitat, en algunos lugares del Pirineo sigue siendo una especie relativamente abundante.

sábado, 2 de marzo de 2013

Probando la Nikon D7000

Clase: Insecta
Orden: Lepidoptera
Familia: Arctiidae
Género: Arctia
Especie: Arctia villica (Linnaeus, 1758)


Todo lo relacionado con la electrónica evoluciona con rapidez y las cámaras digitales no son ajenas a esta situación. Las últimas cámaras de gama baja suelen tener prestaciones que hacen sonrojar a las cámaras de gama profesional de hace apenas cinco años (otra cosa es la durabilidad y robustez necesarias para un uso profesional).

Hace algún tiempo tuve la oportunidad de probar la Nikon D7000, un cuerpo ligero con sensor DX de 16,2 Mpx y del que había oído maravillas acerca del ruido a ISO altos. Presunta sucesora de la D90, sus prestaciones la situan más bien en la liga de la D300, aunque la sensacion al tenerla en las manos es que se trata de una cámara mucho más "ligera", lo que no es algo necesariamente malo.

Lejos de hacer niguna prueba rigurosa y aprovechando que estaba nublado, me dediqué simplemente a hacer algunos acercamientos a ISO altos como el que muestro de una contrastada polilla Arctia villica y comprobar que efectivamente el rendimiento de este cuerpo en lo que a ruido se refiere es muy satisfactorio. A ISO 1000, como en la imagen que acompaña a esta entrada, el ruido lumínico es inexistente y el ruido crómatico cuesta adivinarlo. En realidad, hasta ISO 3200 los niveles de ruido son mínimos y totalmente aceptables.

Recuerdo cuando las cámaras usaban una cosa llamada película y el ruido no se llamaba rudio sino grano y era incluso apreciado y valorado en sus matices... sí, ya se que alguno me dirá que el ruido de las imágenes digitales no tiene nada que ver con el grano de las emulsiones de plata ni en la forma ni en el fondo, pero yo me entiendo.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...